Fabian Biscione

Afrodita, según la mitología griega, fue la esposa de Hefestos el herrero, y diosa del amor. En Roma la llamaban Venus, y de esos nombres derivan las palabras afrodisíaco y venéreo.

¿Existen realmente los afrodisíacos? ¿Funcionan con la compleja personalidad humana?  ¿Será cierto que si una persona nos da de comer apio, nueces y mariscos, nos abalanzaremos después sobre ella con los ojos encendidos de deseo, aunque sea fea como un cuco?

Se lo preguntamos a Fabian Biscione, odontólogo, quien en sus muchos viajes investigó, entre otras cosas, qué comidas se consideran afrodisíacas en diversas partes del mundo. Ya van a oír sus diversas e interesantes anécdotas.

Hablamos del ajo, la pimienta, los pescados y mariscos, las esencias y el sildenafil, la famosa pastillita azul, en la que vieron la salvación muchos hombres con complejo de inferioridad erótica. También sobre el cuerno de rinoceronte, la aleta de tiburón, y el mito de la aspirina y la coca cola que corría en nuestra niñez.

En El Satiricón de Petronio, siglo primero, se mencionan muchas preparaciones eróticas, algunas de las cuales incluyen plantas con formas genitales, como la orquídea y la mandrágora. Le preguntamos a Fabián qué es tener una vida afrodisíaca, y qué alimentos en su intento de lograrla son comunes o diferentes en los países que visitó. Quizá nos dé algunas recetas que pudieran evitar el famoso dicho “pájaro que comió, voló”.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo cultura, curiosidades, entrevistas, online radio, radio, salud

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s